Según hallazgos recientes, la tirosina, un aminoácido que se encuentra en los huevos, puede mejorar el control cognitivo. En un estudio realizado por investigadores en los Países Bajos, la ingesta de tirosina ayudó a las personas a dar respuestas rápidas e inmediatas. Este efecto podría jugar un papel crítico en situaciones como conducir, donde una decisión instantánea puede significar la diferencia entre tener un accidente y evitar uno. ¿Tortilla para el camino?

10 Ejercicios geniales para mejorar tu vista (Febrero 2019).